Costa Rica,

NOTICIAS

Solo el 0,79% de las aguas residuales del GAM recibe tratamiento

Más del 75% de la población utiliza tanque séptico

Pese a los avances de Costa Rica en la cobertura de la población con acceso a agua potable, todavía existe una gran deuda en la ruta después del desagüe

Leticia Vindas Quirós / 09 noviembre 2012

 

Más de la mitad de los esteros y ríos que desembocan en ambos litorales no son aptos para la natación y la protección de comunidades acuáticas, pues la mayoría son receptores de aguas residuales, señaló el Informe del Estado de la Nación dado a conocer esta semana.

Los datos indican que solo el 0,79% de las aguas residuales del Gran Área Metropolitana (GAM) es tratado en plantas; el resto se descarga directamente en los ríos Tiribí, María Aguilar, Torres y Rivera, en la cuenca del Tárcoles. 

Pese a los avances de Costa Rica en la cobertura de la población con acceso a agua potable, todavía existe una gran deuda en la ruta después del desagüe, enfatizó el documento. Las aguas residuales llegan sin tratamiento a los ríos porque solo un 20,5% de la población costarricense tiene servicio de alcantarillado sanitario, y más del 75% utiliza tanque séptico.

Este sistema es la opción disponible en ausencia de sistemas de alcantarillado sanitario y plantas de tratamiento, o bien ante las deficiencias de la infraestructura existente, pero a la vez representa un creciente riesgo de contaminación de las aguas subterráneas.

El volumen de aguas residuales tratado en plantas es de 838 m3/día, y la descarga de la red de alcantarillado hacia los ríos Tiribí, María Aguilar, Torres y Rivera asciende a 105.789,4 m3 diarios, cifras que brindan una idea del impacto ambiental que esto está generando en los ecosistemas acuáticos y en la salud de las poblaciones aledañas.

© 2014, elfinancierocr.com