Disminuir tamaño letra Aumentar tamaño letra Ir al Index  

Finanzas

ABC tras mayor acercamiento con Banco Central

Hacienda renovará Eurobonos

Interbolsa propone OPA por fondos de BCR

Cliente de Interbolsa se lanza sobre fondos de BCR

Lafise compra y vende "moneda dura"

Economía mantiene ritmo de crecimiento

Artículos Edición # 642

Ahorro vuela al extranjero

El Financiero

Esteban Ramírez Castro

Comprar bonos de Toyota Motor Credit, brazo financiero del fabricante de vehículos Toyota, dejó de ser un asunto reservado para unos cuantos inversionistas locales de saco y corbata.
Más Información


Atrás queda la banca tradicional

“A pensar distinto”

Buen momento para emitir bonos a China

Separe ¢5.000 y pruebe un fondo de inversión

Hechos Relevantes

La incertidumbre continúa

Imprimir Enviar

En Números

¿Es mejor tener o alquilar?

El Financiero

Édgar Delgado M.

La decisión de desarrollar su empresa en un edificio propio ya dejó de ser algo de orgullo. Es meramente financiera.

Para una empresa que tiene un gran inmueble o una cadena de oficinas, pero no se dedica al negocio de los bienes raíces, quizá lo mejor es venderlos y luego alquilarlos.

Aquí los fondos de inversión inmobiliarios pueden desempeñar un papel interesante.

Los pros. Si el balance de su compañía dice que tiene muchos activos improductivos o está muy endeudada, la venta de los edificios puede darle el aire que necesita.

Por una parte, al ceder el edificio a un fondo inmobiliario recuperará el capital que invirtió y obtendrá dinero para potenciar su negocio base.

“Nos permitió recuperar el capital que invertimos y pagar deudas para poder construir nuevos inmuebles y seguir desarrollándonos”, palabras de Manuel Freer, director de operaciones de Génesis Desarrolladores, firma que ha vendido una serie de edificios de oficinas en el pasado.

Más ventajas. Pero los beneficios no se quedan ahí. Armando Maroto, de Aldesa, y Danilo Montero, de Interbolsa, explican otros:

Los fondos valoran las propiedades diferente a un banco, pues incluyen no solo el valor de la tierra y la construcción sino también su ubicación. Además, pagan el 100% del valor del avalúo, contrario a un banco que solo financia el 80%.

Los fondos no cobran comisión de formalización y pagan los avalúos. Todo el proceso no dura más de un mes.

Una vez vendido el edificio, los fondos son los más interesados en que su empresa se quede como inquilino y por eso ofrecen contratos a largo plazo. Además, usted podrán deducir de renta el alquiler.

No olvide que su compañía ya no tendrá que preocuparse del mantenimiento del lugar, su seguridad ni de pagar los impuestos municipales.

En fin, se trata de una opción viable para cualquier empresa que quiera crecer.



Especiales

Especial: Responsabilidad social empresarial

Especial: Responsabilidad social empresarial

Especial: Motores

Especial:

Media Kit | Suscripciones | Contacto

© 2007 El Financiero. El contenido de El Financiero no puede
ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la
autorización previa y por escrito de El Financiero.