vistobueno
Compartir Enviar Imprimir Comentar RSS
El Financiero
Traube, apellido que se une al negocio de La Florida.

Marcas Cervecería de Costa Rica, Florida Bebidas, Fifco o Cervecería, una sola, un siglo después

Cien años de historia y sabor

La que nació como una empresa dedicada a la agricultura, hoy cumple el primer centenario de servir y refrescar a los ticos.

Mónica Calvo

Para El Financiero

Hace cien años los hermanos Rupert, Cecilio y Stanley Lindo Morales, de origen jamaiquino, fundaron en Siquirres una compañía dedicada a la agricultura y la fabricación de hielo. A la finca le llamaron La Florida, y la sociedad la inscribieron con el nombre Florida Ice & Farm Co., en inglés que era su idioma nativo y el de mucha gente de la zona atlántica de Costa Rica.

Con esa sociedad compraron en 1912 la cervecería y refresquería propiedad de don José Traube. Así, la que nació como una iniciativa esencialmente agrícola, se convirtió en la principal empresa de bebidas del país.

Al país y a la naciente empresa les esperaba un siglo de enormes transformaciones. La Costa Rica de 1908 tenía apenas 360.000 habitantes. Hoy día, el número de extranjeros que viven en el país es mayor que el de los costarricenses de aquella época.  

El valor total de las exportaciones de Costa Rica en 1908 fue de ¢16,8 millones de los cuales casi dos terceras partes correspondían a banano, y una cuarta parte a café.

Siglo de cambios

La evolución de una empresa como Florida Bebidas refleja -inevitablemente- la evolución de la sociedad en la que vivimos.   Florida Ice & Farm Co. es producto de la visión de empresarios pioneros, de aquellos que forjaron las bases de nuestra economía a inicios del siglo XX.

Los hermanos Lindo construyeron empresas en tiempos muy difíciles, y las supieron mantener en pie en épocas más difíciles aun, como fueron la gran depresión, dos guerras mundiales y una guerra civil.  

En el caso particular de Florida Ice & Farm Co., la familia Lindo tuvo el acierto, entre muchos otros, de abrir su capital a nuevos inversionistas. Florida Ice & Farm Co. se convirtió así en una de las primeras empresas de capital abierto en Costa Rica, condición que mantiene hasta el día de hoy, con más de 2.000 accionistas.

Hombres visionarios

Otra familia de inmigrantes -la de don Manuel Ortega y sus hijos Antonio, Eloy y Manuel- de origen español, había fundado una fábrica de refrescos en el cantón de Santa Ana, en la década de 1910, para aprovechar las aguas minerales de Salitral. El negocio de los Ortega evolucionó hasta convertirse en una cervecería, que durante más de veinte años representó una fuerte competencia para Florida Ice & Farm Co., con marcas tan fuertes y prestigiosas como Imperial y Bavaria.

La fusión entre Florida Ice & Farm Co. y la Cervecería Ortega, gestionada por don Manuel Jiménez de la Guardia en 1958, consolidó la industria cervecera del país y le permitió -con nuevas economías de escala- hacer inversiones que la pusieron completamente al día en materia tecnológica. Fue bajo esa nueva generación de líderes, que incluyó a personas como don Eberhard Steinvorth, don Jaime Solera y don Manuel Mendiola, que se construyó la actual planta de la Cervecería Costa Rica, inaugurada en 1966.

En la actualidad

Los últimos años han presenciado una transformación extraordinaria en la compañía.  Han diversificado sus inversiones y cartera de productos, incluyendo la adquisición de empresas, o parte de ellas, fuera de Costa Rica.

Incursionaron en el negocio inmobiliario, abriendo brecha para el desarrollo turístico de Guanacaste con dos proyectos pioneros, en Papagayo y Conchal. Esos dos proyectos dieron sus primeros pasos hace más de 15 años, cuando poca gente veía en Guanacaste el inmenso potencial turístico que ahora vemos convertirse en una realidad.

También han incorporado nuevos conceptos a su filosofía empresarial, como el de responsabilidad social corporativa, mediante la cual se proponen cumplir un rol más activo en nuestra sociedad.  En estos cambios ha tenido un papel decisivo una nueva generación de líderes, que componen la Junta Directiva y el Comité Ejecutivo.

Momentos claves en la historia

Un vistazo a estos 100 años, sus hechos y sus personajes

1908

Inicios

Los hermanos Lindo Morales fundan Florida Ice & Farm Co.

1912

Los hermanos Lindo entran al negocio de la cerveza al adquirir la Cervecería Traube y sus marcas.

1924

El ícono

El águila de Imperial levantó un vuelo histórico hasta anidar como la consentida en el paladar de los ticos.

1957

Florida Ice & Farm Co. S.A propietaria de Traube compra Cervecería Ortega, trato que se sella con 12 millones de colones lo que hasta entonces era la transacción más grande vista en Costa Rica.

1966

Florida Ice & Farm Co. S.A. inaugura su planta de producción en Río Segundo de Alajuela.

1987

Florida Ice & Farm Co. S.A., inicia sus inversiones en el resto de Centroamérica al asociarse con Envases del Istmo S.A. (Endelis), empresa dedicada a la producción de envases de lata, y a Comegua S.A., productora de envases de vidrio.

1993

En un área de poco más de 900 hectáreas, ingresa al campo del desarrollo inmobiliario en Reserva Conchal.

1995

Año en que nació Rock Ice. Un producto fabricado con un sistema fuera de lo convencional –el llamado “ice brew”- pero que en muy poco tiempo se convirtió en un fenómeno comercial de enorme éxito.

2001

Nace el refresco de frutas Tropical y se comienza a producir y distribuir Tampico, un refresco de cítricos.

2002

En marzo del 2002, Florida Ice & Farm Co., se convierte en un holding poseedora de tres empresas, Florida Bebidas S.A. (que a su vez tiene dos subsidiarias: Productora La Florida y Distribuidora La Florida), Florida Capitales y Florida Inmobiliaria.

2003

El 7 de mayo, se lanza Smirnoff Ice, una bebida carbonatada de vodka con limón.

2008

100 años después, siguen haciendo historia. Ramón Mendiola, su líder.

Bookmark and Share Enviar Imprimir Comentar RSS
INFORMACIÓN RELACIONADA
©2008 El Financiero. El contenido de El Financiero no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorización previa y por escrito de El Financiero.